(Ciudad de México, 30 de octubre de 2018, 11.30 hs) “El nuevo gobierno encabezado por Andrés Manuel López Obrador asumirá su responsabilidad en el tema de la regulación las drogas adoptando un nuevo paradigma de respeto a los derechos humanos y con un reconocimiento pleno de la soberanía mexicana”, así lo dio a conocer Alejandro Encinas, próximo subsecretario de Derechos Humanos y Migración.

Durante su intervención en el Diálogo de Apertura: Rompiendo el Tabú, en la inauguración de la VII Conferencia Latinoamericana y II Conferencia Mexicana sobre Políticas de Drogas señaló que “la política prohibicionista en el combate a las drogas ha tenido un rotundo fracaso y para México ha tenido graves consecuencias en 12 años”.

El futuro funcionario detalló que “ha costado la vida de más de 250 mil personas, la desaparición de 38 mil personas, 1050 fosas clandestinas, 26 mil cuerpos sin identificar y cerca de 250 mil mexicanas y mexicanos desplazados. Y sin embargo, hoy hay más producción, más consumo, se ha diversificado el tipo de drogas, ha disminuido de edad promedio de consumo de primera droga, se ha registrado un empoderamiento de grupos delictivos y esto nos ha llevado a niveles de violencia e inseguridad”.

Por ello, dijo, “es hora de definir una nueva postura respecto a este tema, donde se evite la criminalización de quienes consumen drogas, dejar atrás una política prohibicionista por regulación, con restricciones claras en donde el Estado regule de manera firme la producción, distribución, consumo y atención”.

En la inauguración de #Confedrogas2018 que se realiza en la Ciudad de México también participó Miguel Ruiz Cabañas, actual subsecretario para Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos de la Secretaría de Relaciones Exteriores, quien señaló que “todas las drogas deben ser reguladas pero no bajo los mismos parámetros”. Es importante, dijo, “hacer alianzas entre autoridades, organizaciones civiles, congresos, para avanzar a políticas humanas que permitan a las generaciones vivir en un mundo menos violento”.

Por otra parte, Ana Pecova, directora de EQUIS Justicia para las Mujeres destacó la urgencia de que en México haya un cambio de rumbo.

“Ante avances de la ultra derecha, México es uno de los pocos puntos de esperanza en toda la región. Llevamos más de una década luchando una guerra sin sentido basada en prohibicionismo, que promovió la militarización en todo el país. Esta guerra ha afectado a diversos grupos de forma diferente. Ha cambiado, por ejemplo, las dinámicas de violencia que viven las mujeres. En 2007 las muertes violentas de mujeres en el espacio público por arma de fuego han sobrepasado las muertes en el espacio doméstico, además esta guerra ha impulsado la movilización de un ejército de mujeres que buscan justicia y una política de persecución ya que las mujeres son el grupo penitenciario con más alta tasa de crecimiento en el sistema penitenciario y los delitos dogas son la primera causa a nivel federal”.

Por su parte, el Coordinador del Comité Organizador de Confedrogas y responsable del área de Relaciones Institucionales de Intercambios AC de Argentina, Pablo Cymerman, explicó que cuando la violencia es la forma primordial de regulación de los mercados ilegales, el tráfico de sustancias prohibidas está acompañado por el tráfico de personas y de armas, las disputas territoriales, la corrupción y el resquebrajamiento de las instituciones democráticas, especialmente de las fuerzas de seguridad y de las instituciones legislativas, ejecutivas y de aplicación de la justicia.

Giselle Amador, ministra de Salud de Costa Rica dijo que en los países de la región hay hoy en día un retroceso en las políticas sociales, especialmente en el tema de drogas. “Espero que esta reflexión haga visible la necesidad de centrarnos en la persona, la salud pública, los derechos humanos para tener una política adecuada que oriente el quehacer de nuestros países en la materia”.

Amaya Ordorica, integrante del colectivo internacional Regulación por la Paz, señaló que el cambio en la política de drogas hay que construirlo desde abajo, desde las organizaciones, desde las calles. “Si no nos acompañamos constantemente, vigilamos el proceso, exigimos nuestros derechos, nada va a cambiar. Por eso proponemos también medidas de reparación del daño y un proceso de verdad y justicia».

#Confedrogas2018 es el mayor debate internacional sobre políticas de drogas de la región organizado por la sociedad civil. Especialistas, autoridades, investigadores, organizaciones y poblaciones afectadas por las políticas implementadas de más de 20 países, se reúnen para realizar un profundo análisis sobre el impacto y las alternativas a las actuales políticas de control de drogas.

En su séptima edición, el gran evento que organiza el consorcio Confedrogas, llega por segunda vez a México. Equis Justicia para las Mujeres es el organizador local y cuenta con el apoyo de Reverdeser Colectivo y el Instituto RIA.